El proyecto Global Tele Rehabilitation System (GTRS), promovido por el Vall d’Hebron Institut de Recerca (VHIR) con el apoyo de la Fundación Vodafone España, ha desarrollado una solución para que pacientes que han sufrido un ictus puedan hacer los ejercicios de rehabilitación desde casa bajo el control del equipo médico. Tras año y medio de pruebas la iniciativa ha concluido con excelentes resultados.

La solución, creada por la Fundación I2Cat, consiste en una serie de ejercicios personalizados en forma de juego que tienen que seguir los pacientes para mejorar la movilidad de las zonas afectadas después de sufrir un ictus. El sistema graba los ejercicios para facilitar el control de la evolución del tratamiento y permite realizar videoconferencias programadas para que médicos y pacientes puedan hablar sobre el proceso de rehabilitación.

El sistema, en la parte del paciente, consta de un ordenador con pantalla táctil, una consola Microsoft Kinect y una conexión móvil de banda ancha facilitada por la red 4G de Vodafone para utilizar desde la casa de los usuarios.

La aplicación ha estado a disposición de 30 pacientes con discapacidad por ictus de todas las edades, a los que se les ha hecho un seguimiento durante cuatro semanas en cada uno de los 4 aparatos disponibles. Además del dispositivo, la Unidad de Terapia Ocupacional del Hospital de Día del Hospital Universitario Vall d’Hebron (HUVH), así como el equipo de rehabilitación dirigido por la Dra. Inmaculada Bori, han tenido un papel importante en el seguimiento clínico de los casos. Los pacientes han quedado muy satisfechos con los resultados del tratamiento diario. Una vez finalizado el estudio piloto los equipos se incorporan a la práctica habitual para seguir dando servicio a nuevos pacientes. También se va a estudiar la posibilidad de implantar estos equipos en diversos centros de rehabilitación u hospitales de convalecencia.

El estudio que acaba de concluir, y cuyos resultados serán presentados en el próximo Congreso de la Sociedad Española de Neurología, ha demostrado que el uso en el domicilio del sistema GTRS durante 4 semanas induce una mejoría en la función motora de la extremidad superior de los pacientes. Por su parte todos los participantes, pacientes y profesionales, valoraron muy positivamente la herramienta y con frecuencia lamentaron no poder disponer de ella durante más tiempo.

El Dr. Marc Ribó, neurólogo de la Unidad de Ictus del HUVH, asegura que el sistema es “un paso adelante, que facilita la rehabilitación y ahorra costes de tiempo y dinero para el paciente y para la salud pública”. Ahora el reto es que el sistema mejore el funcionamiento de las extremidades inferiores, así como usarlo en otras discapacidades.

Juan, de 69 años, explica como con esta aplicación podría mejorar su movilidad después de sufrir un ictus mientras nadaba en la piscina.

Subscribirse al Directorio
Escribir un Artículo

Últimas Noticias

Tuneable reverse photochromes in the sol...

A new technique allows the design of solid materia...

La Unidad de Chequeos de la Clínica sup...

El estudio realizado sobre una muestra significati...

Destacadas

Entrevista con Dámaso Molero, director ...

by 3P Biopharmaceuticals

Dámaso Molero:" Creo que en Latinoamérica habrá negocio en el d...

Barreras actuales para la implementació...

by GENESIS Biomed

Los proyectos que trabajan para el desarrollo de soluciones digitales ...

Diapositiva de Fotos