El desarrollo de una vacuna universal para la gripe ha dado un importante paso hacia adelante. Una vacuna diseñada para producir respuesta inmunitaria frente a diversas cepas del virus de la gripe ha mostrado resultados positivos en un ensayo clínico dirigido por el Hospital Monte Sinaí de Nueva York.

La vacuna, creada para provocar anticuerpos frente a la parte más conservada de la hemaglutinina del virus, ha sido tolerada aceptablemente por participantes del estudio y ha inducido una fuerte respuesta inmunitaria de larga duración. Los resultados del trabajo señalan que la estrategia es adecuada, aunque será necesaria más investigación y desarrollo para optimizar la vacuna y extender su acción a otras cepas del virus de la gripe.

“Una vacuna para el virus de la gripe que resulta en inmunidad amplia probablemente protegería frente a cualquier subtipo o cepa emergente del virus de la gripe y aumentaría significativamente nuestra preparación frente a pandemias evitando futuros problemas con pandemias de gripe como la que vemos ahora con COVID.-19”, señala Florian Krammer, profesor de Microbiología en la Escuela de Medicina Icahn en Monte Sinaí y autor de correspondencia del estudio. “Nuestra vacuna quimérica de hemaglutinina es un gran avance sobre vacunas convencionales que a menudo están desconectadas de las cepas circulantes del virus, lo que afecta a su efectividad. Además, revacunar a las personas de forma anual es una empresa enorme y cara”.

La dificultad de crear vacunas frente a virus estacionales

Los virus estacionales como el de la gripe representan un problema importante de salud y un reto para el desarrollo de vacunas. En el caso de la gripe, las vacunas que se utilizan cada año están dirigidas a varias cepas del virus en circulación. La composición exacta de estas vacunas está basada en predicciones por lo que en ocasiones, una vez producidas y administradas en el periodo de mayor incidencia no se ajustan a las cepas del virus presentes en el momento.

Las vacunas de la gripe se diseñan habitualmente para que induzcan la formación de anticuerpos frente a una proteína del virus relacionada con su infectividad: la hemaglutinina. Concretamente, se diseñan frente a su parte superior o cabeza. Esta parte de la proteína es bastante proclive a sufrir mutaciones, algunas de las cuales afectan a la efectividad de las vacunas. Por esta razón, se monitorizan las cepas del virus en circulación y la efectividad de las vacunas, que deben reformularse y adaptarse en paralelo a la evolución del virus. Esta situación puede representar un problema en ocasiones, debido a que durante los meses que tarda en producirse la vacuna, la población no puede recibir una prevención óptima para la gripe.

Una vacuna dirigida a una región proteica más conservada

La vacuna para la gripe evaluada por el Hospital Monte Sinaí de Nueva York tiene como objetivo generar inmunidad frente a una región más conservada de la proteína hemaglutinina del virus de la gripe: el tallo o tronco. Estudios previos han indicado que anticuerpos frente a esta parte de la proteína aislados de ratón o humanos son capaces de neutralizar diferentes cepas del virus de la gripe, por lo que los investigadores decidieron aprovechar esta característica para diseñar una vacuna de amplio espectro para la gripe.

El principal problema para utilizar el tallo de la hemaglutinina del virus como diana para una vacuna para la gripe es la existencia de inmunidad previa frente a las zonas conservadas de la región de la cabeza, que impide generar una fuerte respuesta frente a la región del tallo. Para resolver esta situación, los investigadores han generado una versión quimérica de la proteína con una región de la cabeza inerte para el sistema inmunitario. De esta forma, la proteína se mantiene estable (lo que no ocurre si se intenta utilizar solo el dominio del tallo) y la respuesta inmunitaria generada por la presencia de una proteína ajena al organismo se concentra en la región deseada.

Resultados preliminares prometedores

La seguridad y capacidad para generar respuesta inmunitaria de la vacuna universal para la gripe en desarrollo han sido evaluadas en un ensayo clínico de fase I con 65 participantes voluntarios. Los participantes se dividieron en diferentes grupos que recibieron, placebo, o vacunas basadas en virus inactivados o debilitados portadores de la hemaglutinina quimérica.

Los resultados, publicados en Nature Medicine el pasado diciembre, indican que la vacuna probada es aceptablemente segura y produce una respuesta inmunitaria durante al menos 18 meses.

Además, los investigadores han evaluado la capacidad del suero extraído de los voluntarios vacunados para generar inmunidad en un modelo en ratón y han encontrado que al infectar con virus de la gripe los animales, aquellos que habían recibido el suero de los voluntarios vacunados mostraron signos de protección.

Los investigadores señalan que todavía quedan cuestiones sobre la vacuna por resolver, como por ejemplo si los anticuerpos producidos frente a la proteína del tallo protegen de la acción del virus del mismo modo que una infección natural. También será necesario optimizar la fórmula de la vacuna y optimizarla para que resulte efectiva frente a un mayor número de cepas del virus de la gripe. En cualquier caso, el trabajo representa un importante paso hacia adelante en el desarrollo de una vacuna universal para la gripe.

“La belleza de esta vacuna es que no solo es amplia sino también multifuncional con anticuerpos específicos del tallo que pueden neutralizar muchos tipos de virus de la gripe”, señala Adolfo García Sastre, Director del Instituto de Salud Global y Patógenos Emergentes y Profesor de Microbiología de la Escuela de Medicina Icahn en Monte Sinaí y uno de los autores. “Esta vacuna universal podría ser particularmente beneficiosa para países de ingresos bajos o medios que no tienen los recursos o logística para vacunar a sus poblaciones cada año frente a la gripe”.

Referencia: Nachbagauer R, et al. A chimeric hemagglutinin-based universal influenza virus vaccine approach induces broad and long-lasting immunity in a randomized, placebo-controlled phase I trial. Nat Med. 2020. DOI: https://doi.org/10.1038/s41591-020-1118-7

Fuente: Mount Sinai Researchers Advance a Universal Influenza Virus Vaccine. https://www.mountsinai.org/about/newsroom/2020/mount-sinai-researchers-advance-a-universal-influenza-virus-vaccine-pr

Subscribirse al Directorio
Escribir un Artículo

Últimas Noticias

Tuneable reverse photochromes in the sol...

A new technique allows the design of solid materia...

La Unidad de Chequeos de la Clínica sup...

El estudio realizado sobre una muestra significati...

Destacadas

Entrevista con Dámaso Molero, director ...

by 3P Biopharmaceuticals

Dámaso Molero:" Creo que en Latinoamérica habrá negocio en el d...

Demuestran que no todo el colesterol bue...

by IMIM - Institut Hospital del Mar d'Investigacions Mèdiques

El trabajo demuestra que las personas que presentan partículas de HDL...

Diapositiva de Fotos