Hace unos días se cumplían tres años del trasplante de células madre del cordón umbilical llevado a cabo con éxito en España a Telma. Cuando tenía cinco años, Telma fue diagnosticada de neuroblastoma, un cáncer frecuente en edad pediátrica, y fue sometida a un trasplante autólogo. La muestra de sangre de su cordón se encontraba conservada en el banco de Vita34 en Alemania. En la actualidad Telma hace vida normal y la enfermedad está en situación de remisión completa.

Este caso, como otros publicados por los doctores Hayani y E. Lampeter, evidencian la importancia de la conservación de sangre del cordón para su aplicación en el tratamiento de pacientes afectados por diferentes patologías.

Telma, nacida en 2010, fue diagnosticada a los 5 años de neuroblastoma. Se trata de un tipo de tumor sólido poco común del sistema nervioso simpático que se da especialmente en niños. Afecta a la glándula suprarrenal, abdomen, huesos o médula ósea, entre otros órganos, y su pronóstico es muy grave.

Ante este diagnóstico, se siguió el protocolo establecido y, como parte del tratamiento, el equipo médico del Hospital Niño Jesús de Madrid aconsejó trasplantar la sangre del cordón umbilical de Telma conservada desde su nacimiento en el banco de Vita34 en Leipzig (Alemania).

Riguroso control desde su recogida, certificación y conservación

Las exigencias de calidad de Vita 34-Secuvita requieren que la muestra de sangre del cordón quede procesada y congelada en menos de 48 horas contando desde el momento del parto. Para ello, es el propio personal de Vita 34-Secuvita quien se desplaza a recoger la muestra al hospital.

La muestra es recibida en el Banco de Cordón de Vita 34 donde es sometida a un proceso de criopreservación programado y, posteriormente, almacenada en tanques de nitrógeno.

Para poder hacer uso de la muestra de sangre de Telma, Vita34-Secuvita, con el consentimiento de los padres, envió una solicitud formal al laboratorio en Alemania, siguiendo los procesos establecidos. A partir de ese momento, se iniciaron los procedimientos de seguridad para garantizar que todo fuera un éxito, como explica el Dr. Jaime Pérez de Oteyza, director médico de Vita34-Secuvita y director del departamento de Hematología y Onco-Hematología del Grupo HM Hospitales.

El éxito del trasplante dependía del número de células que se fuesen a aplicar. En Vita34-Secuvita se conserva la sangre del cordón completa, lo que garantiza un mayor número de células. Este método permite además la preservación de células madre VSELs (Very Small Embryoni c -Like stem cells), con mayor potencial regenerativo. Al tratarse de su propia sangre, la compatibilidad era del 100%, por lo que no había riesgo de rechazo. La muestra de Telma contenía más de 1.300 millones de células nucleadas conservadas en dos bolsas.

Remisión completa de la enfermedad

Tres años después del trasplante de células madre, Telma está en “situación de remisión completa sin evidencia de enfermedad”, afirma el Dr. Jaime Pérez de Oteyza. “Ha vuelto a su rutina y hace una vida normal”

En este vídeo podéis conocer a Telma y a sus padres, así como al equipo que ha ayudado a la pequeña a recuperarse de su afección.

Vita 34-Secuvita: líder en conservación de sangre del cordón umbilical

Vita 34-Secuvita es el primer banco europeo privado creado en Alemania en 1997. Está presente en 29 países de Europa, América y Asia, y conserva la sangre del cordón umbilical de unas 220.000 personas, de las cuales cerca de 22.000 son españolas.

Hasta la fecha son ya 40 las unidades de sangre de cordón umbilical liberadas para trasplante de células madre , una cifra no alcanzada por ningún otro banco europeo. Todas estas muestras han cumplido los requisitos de calidad para su aplicación. Este dato es evidencia de la utilidad de las células madre conservadas por Vita34-Secuvita y de la calidad de sus procesos.

La sangre del cordón umbilical conservada en Vita 34-Secuvita es considerada según la legislación alemana un medicamento. Esto quiere decir que se le reconoce su acción terapéutica y se le otorga fecha de caducidad. Cada cierto tiempo Vita 34-Secuvita analiza la sangre para verificar el perfecto estado de conservación.

Vita 34/Secuvita ofrece unos contratos de conservación de 25, 50 años o indefinido. Durante el tiempo que dura el almacenamiento, el banco realiza periódicamente estrictos controles de calidad, garantizando la total seguridad.

Subscribirse al Directorio
Escribir un Artículo

Últimas Noticias

Tuneable reverse photochromes in the sol...

A new technique allows the design of solid materia...

La Unidad de Chequeos de la Clínica sup...

El estudio realizado sobre una muestra significati...

Destacadas

Entrevista con Dámaso Molero, director ...

by 3P Biopharmaceuticals

Dámaso Molero:" Creo que en Latinoamérica habrá negocio en el d...

La ciencia revela seis ejercicios para n...

by Agencia Sinc

Un nuevo estudio identifica el jogging y otras cinco actividades como ...

Diapositiva de Fotos