“Además de las convulsiones, que es la manifestación clínica más identificable por la población general, una persona puede sufrir una crisis epiléptica y no desmayarse ni convulsionar, sino simplemente tener dificultades para hablar, ver luces parpadeantes, notar olores o ruidos extraños, o sufrir movimientos incontrolables de brazos y piernas sin perder la conciencia, entre otros síntomas desconocidos”, explica el Dr. Asier Gómez Ibáñez, neurólogo responsable de la nueva Unidad de Epilepsia del Campus de Madrid.

La epilepsia es, de hecho, un trastorno neurológico muy común, ya que actualmente en España la padecen más de 450.000 personas. Si tiene un origen genético, las crisis suelen aparecer en la infancia o en la adolescencia. Sin embargo, no es un problema que afecta solo a los niños, sino que puede aparecer en cualquier momento de la vida, ya que puede estar relacionado con un traumatismo, una malformación cerebral, un tumor o una infección, entre otras causas”, destaca el doctor.

Es una patología muy amplia que puede limitar mucho la calidad de vida de las personas que lo sufren, por ejemplo, por la prohibición legal de conducir, o que puede ser síntoma de otra enfermedad, como un cáncer. “Diagnosticar esta condición precozmente y de forma integral es fundamental a la hora de elegir el tratamiento más adecuado”, añade.

Por eso, la nueva Unidad cuenta con un equipo multidisciplinar de neurólogos, neuropediatras, neurorradiólogos, neuropsicólogos, psiquiatras y especialistas en Medicina Nuclear. “Además, trabajamos coordinados y tenemos reuniones semanales con los especialistas de la Unidad de Epilepsia del Campus de Pamplona, con el objetivo de estudiar con detalle los casos complejos y poder ofrecer el tratamiento más eficaz a los pacientes”, explica el Dr. Asier Gómez.

En la mayoría de los pacientes, la combinación de fármacos con un estilo de vida adecuado permite controlar las crisis. Sin embargo, aproximadamente un tercio de las personas necesitan otras terapias, como la cirugía resectiva. “Por eso, una actuación multidisciplinar es muy importante”, añade el especialista.

“En el caso de la epilepsia pediátrica, se estima que a nivel internacional la padecen alrededor de 10 millones de niños en todo el mundo. El manejo terapéutico es diferente al del adulto y su pronóstico dependerá del tipo de epilepsia, la edad de inicio, el neurodesarrollo evolutivo, el correcto diagnóstico y el adecuado enfoque de tratamiento, entre otros factores”, explica el Dr. Vieco, neuropediatra de la Unidad de Madrid.

“Además de los tratamientos actuales, se están desarrollando terapias intermedias no farmacológicas y se están estudiando terapias génicas y nuevos fármacos neuroprotectores en ensayos clínicos que muestran resultados esperanzadores”, concluye el especialista.

Subscribirse al Directorio
Escribir un Artículo

Últimas Noticias

Tuneable reverse photochromes in the sol...

A new technique allows the design of solid materia...

La Unidad de Chequeos de la Clínica sup...

El estudio realizado sobre una muestra significati...

Destacadas

Entrevista con Dámaso Molero, director ...

by 3P Biopharmaceuticals

Dámaso Molero:" Creo que en Latinoamérica habrá negocio en el d...

Oryzon anuncia sus resultados y avances ...

by Oryzon Genomics

Oryzon Genomics, S.A., la compañía española que desarrolla terapias...

Diapositiva de Fotos