El buitre negro es una de las cuatro especies de buitres que nidifican en España, donde se considera una especie bandera, y se encuentra catalogada como vulnerable. Un equipo de investigadores del Grupo de Economía y Sostenibilidad del Medio Natural, de la Universidad Politécnica de Madrid (UPM), ha combinado el uso de herramientas de modelización de hábitats y de ruido ambiental para cuantificar el impacto del ruido de las carreteras sobre el área potencial de nidificación del buitre negro. El estudio ha sido realizado en el parque nacional de la Sierra de Guadarrama y uno de los resultados obtenidos señala que esta especie no sitúa sus nidos en zonas expuestas a un nivel de ruido medio diario superior a 40 decibelios.

La imagen inusual de animales salvajes que deambulan por grandes ciudades, con motivo del confinamiento de las personas por la crisis sanitaria del COVID-19, es un ejemplo de efecto ambiental imprevisto que recientemente se ha recogido en muchos informativos de todo el mundo. Pese a los continuos avances que se producen en el conocimiento científico y también en la gestión de los espacios naturales protegidos, aún no son bien conocidos los efectos reales que la presión de las actividades humanas ejerce sobre la fauna silvestre. Este asunto preocupa en el ámbito de la conservación de la naturaleza porque, habitualmente, somos las personas quienes nos adentramos en su hábitat natural de manera multitudinaria y a través de ruidosas infraestructuras de transporte.

En los pinares de la Sierra de Guadarrama se reproduce una de las poblaciones de buitre negro más importantes de Europa. Un grupo de investigadores de la Escuela Técnica Superior de Ingeniería de Montes, Forestal y del Medio Natural de la UPM, ha combinado el uso de herramientas de evaluación de ruido ambiental y modelización de hábitats, en un reciente trabajo publicado en la revista Sustainability, para analizar la importancia relativa de distintas variables ambientales en la selección del hábitat de nidificación del buitre negro (Aegypius monachus) en el monte de Valsaín, en la vertiente segoviana del parque nacional de la Sierra de Guadarrama.

El uso de herramientas de modelización de las preferencias de distintas especies de fauna o flora está muy generalizado para evaluar algunas problemáticas relacionadas con su conservación. Sin embargo, con frecuencia, se observa el empleo de la distancia de nidificación a las carreteras como una variable para caracterizar el potencial efecto negativo del tráfico sobre algunas poblaciones de aves nidificantes. Aunque ese modo de proceder se basa en el principio de atenuación de las ondas sonoras con la distancia a la fuente emisora, debería tenerse en cuenta que la distancia no es el único factor que influye a la hora de evaluar los niveles de exposición al ruido sobre un potencial receptor.

En el trabajo llevado a cabo por los investigadores de la UPM se ilustra la conveniencia de caracterizar adecuadamente las particularidades de cada variable ambiental en la modelización de hábitats. Sobre todo en el caso de impactos ambientales que son el objeto de estudio. Entre los resultados de esta investigación destaca que el buitre negro no ubica sus nidos en aquellas zonas donde el nivel continuo equivalente del ruido procedente de la carretera CL-601 −que atraviesa el monte de Valsaín− supera los 40 decibelios. Este resultado es coincidente con otro trabajo de los mismos autores en el que estudiaron otra colonia reproductora de buitre negro en el madrileño valle del río Lozoya, por donde discurría la carretera M-604 que, sin embargo, soportaba un tráfico cinco veces inferior a la carretera que atraviesa el monte de Valsaín.

Además, los modelos desarrollados revelan que el nivel de ruido procedente de las carreteras y la pendiente del terreno son las dos variables más importantes a la hora de definir el hábitat potencial de nidificación del buitre negro en la Sierra de Guadarrama. A pesar de todo ello, como señala Carlos Iglesias Merchán “el impacto de las carreteras sobre el hábitat potencial de nidificación de esta especie (y quizás también en el caso de otras especies) se podría haber sobreestimado en los modelos convencionales donde se ha empleado, con carácter general, la distancia a las carreteras como variable para caracterizar el potencial impacto causado por el ruido de estas”.

Los autores del trabajo quieren destacar el apoyo recibido tanto desde el parque nacional de la Sierra de Guadarrama como por parte del director y equipo del Centro Montes y Aserradero de Valsaín. Asimismo, este trabajo ha sido financiado por el Ministerio de Economía y Competitividad bajo el proyecto AGL2015-68657-R.

Esther Ortiz-Urbina, Luis Diaz-Balteiro, Carlos Iglesias-Merchan. Influence of Anthropogenic Noise for Predicting Cinereous Vulture Nest Distribution. Sustainability 2020, 12(2), 503; https://doi.org/10.3390/su12020503

Subscribirse al Directorio
Escribir un Artículo

Últimas Noticias

Tuneable reverse photochromes in the sol...

A new technique allows the design of solid materia...

La Unidad de Chequeos de la Clínica sup...

El estudio realizado sobre una muestra significati...

Destacadas

Entrevista con Dámaso Molero, director ...

by 3P Biopharmaceuticals

Dámaso Molero:" Creo que en Latinoamérica habrá negocio en el d...

Cemiplimab es el primer tratamiento con ...

by Vall d’Hebron

Cemiplimab, comercializado con el nombre Libtayo® gracias a una alian...

Diapositiva de Fotos